sábado 19/6/21
Miguel Ángel Vázquez, senador

“En el socialismo andaluz hay que pasar página cuanto antes con un liderazgo solvente”

El senador socialista se considera “cocinero antes que fraile” y admite que su profesión periodística le ha resultado muy útil en su carrera política
Miguel Ángel Vázquez como portavoz del Gobierno andaluz (Julio Muñoz, EFE)
Miguel Ángel Vázquez como portavoz del Gobierno andaluz (Julio Muñoz, EFE)

Miguel Ángel Vázquez Bermúdez (Sevilla, 1965) es senador y fue portavoz del Gobierno de la Junta de Andalucía desde 2012 a 2017, año en el que fue nombrado consejero de Cultura en esa misma institución. En la actualidad, vive a caballo entre Sevilla, Madrid y el Campo de Gibraltar, en su intento de conciliar la vida política en el Senado, sus orígenes sevillanos y su familia gaditana.

Licenciado en Ciencias de la Información por la Universidad Complutense de Madrid y con un doctorado en Periodismo por la Universidad de Sevilla, la trayectoria periodística de Miguel Ángel Vázquez se ha desarrollado en diversos medios, de entre los que podemos destacar El Correo de Andalucía (entre 1988 y 1991), Diario 16 Andalucía (1991-1997) y Canal Sur TV (1995-1996).

Nos atiende vía telefónica un sábado por la mañana en un paréntesis de su rutina semanal: dos o tres días en Madrid –desde el lunes por la tarde hasta el jueves– y sesiones plenarias cada dos semanas, que se alternan con las actividades de las comisiones, de las que Vázquez participa en cinco: la de seguimiento parlamentario de RTVE, Asuntos Exteriores, Cultura y Deporte, Presupuestos y Comunidades Autónomas. “Y a esto se le suman las cuestiones territoriales de Andalucía, ya que siempre debemos tener en cuenta la realidad de nuestro territorio”, asegura. En su opinión, el Senado, con su papel de segunda lectura de lo que se hace en el Congreso, aporta una visión más territorial de los asuntos.

El Senado es una cámara reflexiva, te permite profundizar y abordar los temas desde la raíz

Miguel Ángel Vázquez, con un largo recorrido en el poder ejecutivo ­–primero como portavoz y posteriormente como consejero– nota un cierto cambio en el frenesí que caracteriza al gobierno en comparación con el poder legislativo. “El Senado es una cámara reflexiva, y en ese sentido te permite profundizar y abordar los temas desde la raíz, centrándote especialmente en los asuntos que dominas o de los que te encargas. En el ejecutivo, por el contrario, la velocidad de la agenda y los acontecimientos es tal que muchas veces solo entras de manera superficial en los temas”, sostiene.

Con una trayectoria profesional estrechamente vinculada a la comunicación y a la política, Vázquez afirma que su experiencia dedicándose a la información política ha sido positiva. “Aunque podríamos decir que he sido cocinero antes que fraile. Conozco las dos vertientes de la comunicación política: como periodista y también como representante público”, subraya. Cree que su experiencia como reportero le ha servido, y mucho, en su desempeño político: “Al periodista y al político les debe mover un mismo interés a la hora de comunicar, que es trasladar tu verdad de los acontecimientos con honestidad”.

Al periodista y al político les debe mover un mismo interés a la hora de comunicar, que es trasladar tu verdad de los acontecimientos con honestidad

También la experiencia previa le ha ayudado a conocer las necesidades e inquietudes de sus compañeros de profesión. “Siempre es una ventaja sintonizar en la misma onda”, confiesa. “Tanto el periodismo como la política tienen mucho de vocacional y de compromiso con la sociedad en la que vives”. Vázquez cree que es relativamente fácil transitar de las redacciones a la política, pero que el retorno posterior a la información es más complicado: “tu trabajo político te condicionará y pondrá bajo sospecha tus principios de objetividad, neutralidad e imparcialidad”. Por eso, a quienes quieran seguir una trayectoria parecida recomienda “ser consciente de que el regreso al periodismo no será tarea fácil”.

Tanto el periodismo como la política tienen mucho de vocacional y de compromiso con la sociedad en la que vives

La entrevista transcurre marcada por la evolución de la pandemia, pues esta ha cambiado nuestro estilo de vida, nuestra forma de relacionarnos y hasta nuestra manera de hacer política. Vázquez declara que, durante una crisis, la comunicación política exige lo mejor de las instituciones: “En tiempos de incertidumbre, los responsables públicos están aún más obligados a dar la cara y trasladar tranquilidad y seguridad a la población”. En lo que respecta a la labor del Gobierno de España, el senador recalca que además de combatir la pandemia, el ejecutivo ha tenido que enfrentarse a mucha desinformación, muchos bulos y muchas fake-news que buscaban desestabilizar el Gobierno, “y que tenían un claro interés político”, afirma.

Miguel Ángel Vázquez tiene clara su opinión con respecto a la actuación del Gobierno: “Se ha apostado por la transparencia para disipar la incertidumbre causada por la pandemia”, sostiene, y pone en valor que, durante los meses más duros de la crisis sanitaria, las comparecencias públicas ante los medios y la rendición de cuentas de las Cortes Generales se multiplicaron exponencialmente. “El presidente Sánchez ha asumido el liderazgo que exigía el momento tan difícil que nos ha tocado vivir”, añade. “Quizás se podría considerar que ha habido una sobreexposición de los distintos miembros del Ejecutivo, con ruedas de prensa diarias y maratonianas”. Pero el senador asegura que es mejor pecar en este caso por exceso que por defecto: “En una crisis, el rumor o el bulo se combate con información y transparencia… y liderazgo”.

En una crisis, el rumor o el bulo se combate con información y transparencia… y liderazgo

En relación con la Junta de Andalucía, donde el PSOE está en la oposición, recalca la doble cara que, en su opinión, esta ha ofrecido desde la perspectiva de la comunicación: por un lado, ha mostrado una supuesta lealtad formal al Gobierno central, al mismo tiempo que se seguían las consignas marcadas por la dirección nacional del PP. Por otro lado, sostiene que ha habido un calculado reparto de papeles: “Al presidente Moreno Bonilla le correspondía hacer de ‘poli bueno’ mientras que el vicepresidente Marín y el consejero Bendodo se dedicaban a la marrullería y a la crítica continua”, argumenta.

En la semana de nuestro encuentro telefónico se publica el barómetro del Centro de Estudios Andaluces, donde el PP saldría reforzado y el PSOE reduciría aún más sus posibilidades de recuperar el Gobierno. Vázquez argumenta que, si verdaderamente se pretende revertir esas tendencias que apuntan hacia la consolidación de la derecha en Andalucía, cualquier partido con vocación de Gobierno, como es el PSOE, debería optar por reaccionar para evitar que se cronifique dicha situación electoral. “En política pasa como en el fútbol, cuando un equipo no funciona se introducen nuevos jugadores al terreno de juego para revertir el resultado”, añade. “Hay que pasar página cuanto antes con un liderazgo solvente, con nuevas formas y con un proyecto actualizado que genere ilusión. Solo así podremos afrontar el futuro con garantías de dar respuesta a la gran mayoría social progresista que hay en Andalucía y que está esperando un PSOE renovado”.

En política pasa como en el fútbol, cuando un equipo no funciona se introducen nuevos jugadores al terreno de juego para revertir el resultado

La actualidad política nacional interrumpe nuestra conversación, pues Pedro Sánchez presentaba a principios de semana el Plan de Recuperación para España. Vázquez considera que, junto a la vacunación de la población, el Plan de Recuperación es un instrumento fundamental para la recuperación y superación de esta crisis sanitaria, económica y social. “Esos 140.000 millones son la mayor oportunidad de la que disfrutará España desde nuestra entrada en la Unión Europea en 1986. Nos permitirá combatir los efectos de la pandemia y preparar a nuestro país para los retos de futuro”. El senador considera un acierto priorizar ejes como la digitalización, la transición ecológica o la igualdad, pero también ve como un reto la coordinación que tendrá que darse entre las administraciones, así como la eficiencia y eficacia en el destino de los recursos.

El senador es muy activo en redes sociales. Considera que estas forman ya parte de nuestra vida cotidiana: “Es un escaparate público donde puedes encontrar de todo, por eso hay que saber tamizar y desechar toda la basura informativa interesada que circula en ellas”. Vázquez estima que cada día se ve más claro el exceso de ruido y la crispación que dificultan el necesario debate público. “Garantizando la libertad de expresión, un derecho sagrado en democracia, habría que buscar fórmulas para evitar la proliferación de trolls y perfiles falsos que pervierten la comunicación y contaminan la convivencia democrática”. Pese a todo, cree que las redes son hoy una herramienta política fundamental para la transmisión, la escucha activa y el diálogo directo con la ciudadanía.

habría que buscar fórmulas para evitar la proliferación de trolls y perfiles falsos que pervierten la comunicación y contaminan la convivencia democrática

Antes de concluir nuestra entrevista abordamos algunas de sus aficiones más personales. Miguel Ángel Vázquez es, desde hace años, aficionado a las rutas en bicicleta. ¿Qué requiere más esfuerzo, un pleno en el Senado, o una de sus rutas en bicicleta?

Sonríe y asegura que cuesta más un pleno en el Senado, porque, aunque sufres más subiendo cuestas, no deja de ser un hobby. Hablar del Senado es hablar de asuntos de mucha relevancia, donde siempre hay que tener los ojos puestos en la sociedad española, especialmente en momentos de crisis como la actual. Vázquez se muestra seguro: “Siempre es un placer estar allí y poder afrontar todos los asuntos que llegan a la cámara, siendo algunos de enorme transcendencia, como la aprobación de la regularización de la eutanasia, los presupuestos, la reforma educativa…” añade. “Son cuestiones que afectan en gran medida a la vida cotidiana de la gente y para nosotros es un deber, una responsabilidad y una satisfacción poder ponerle soluciones a esas inquietudes y necesidades que tiene la sociedad española. Después el deporte es un placer, aunque a veces cueste”.

Si tuviera que dar un consejo a los jóvenes estudiantes de periodismo, Vázquez incide en la necesidad de que sean ellos quienes traigan de vuelta el buen periodismo: “En las últimas décadas se ha ido consolidando un periodismo de trincheras, muy ideologizado y que deforma la realidad desde su tendencia editorial”. Salvando honrosas excepciones, el senador no cree que la profesión se encuentre en su mejor momento, y son muchos los factores que lo suscitan: se confunde información con opinión, proliferan los periodistas militantes, es previsible el enfoque de los hechos en función de la línea editorial del medio, el poder económico domina las redacciones, la precariedad y la falta de oferta de trabajo arrinconan a los profesionales… “La situación del periodismo es, a día de hoy, preocupante. Habría que recuperar los viejos valores del bello oficio de informar, aunque no está todo perdido. Espero que las nuevas generaciones de periodistas asuman este reto”.

En las últimas décadas se ha ido consolidando un periodismo de trincheras, muy ideologizado y que deforma la realidad. Habría que recuperar los viejos valores del bello oficio de informar

El senador es, además, autor de un blog de poemas: La Columna de Miguel Ángel Vázquez. A su juicio, “es la mejor forma de transmitir un sentimiento profundo en muy pocas palabras”, por ello, nos sugiere algunos de los que son sus autores de cabecera: Mario Benedetti, Ángel González, José Manuel Caballero Bonald, Federico García Lorca, Luis Cernuda, Jaime Gil de Biedma, Joan Margarit, Miguel Hernández, Idea Vilariño, Carilda Oliver…

 

 

“En el socialismo andaluz hay que pasar página cuanto antes con un liderazgo solvente”
Comentarios